La ciberseguridad, la detección del fraude y la gestión de reclamaciones aceleran la adopción de la nube en el sector financiero

Las soluciones de nube modernas están dando soporte a la entrega de estos casos de uso, al mismo tiempo que ayudan a las organizaciones financieras a mejorar el cumplimiento regulatorio, reducir costes, impulsar los resultados empresariales y reducir la deuda técnica, según Snowflake.

Un estudio encargado por Snowflake, la empresa de Data Cloud, ha desvelado que las principales firmas financieras del mundo están aumentando su urgencia por adoptar la nube para reforzar la ciberseguridad (50,5%), la detección de fraudes (38,6%) y la gestión de reclamaciones (33,8%). Los recientes ciberataques y delitos financieros de gran repercusión, unidos a un mayor escrutinio por parte de los medios de comunicación y las autoridades reguladoras, han impulsado a los equipos tecnológicos a realizar las inversiones adecuadas en la nube para proteger mejor los datos y mantener altos niveles de seguridad y gobernanza.

La investigación subraya la importancia de que las organizaciones financieras hagan frente a las amenazas y mitiguen el aumento de la delincuencia financiera con la creciente digitalización de los sistemas bancarios y de pago. La inversión específica en análisis avanzados de datos en la nube dará lugar a una mayor innovación que permitirá detectar fraudes y anomalías en tiempo real, mejorar la experiencia de los clientes y agilizar los tiempos de respuesta ante delincuentes sofisticados que conocen los procesos, controles y vulnerabilidades de la banca.

Rinesh Patel, Global Head of Financial Services de Snowflake, afirma: «En definitiva, las organizaciones buscan obtener mejores resultados comerciales y de cara al cliente gracias a una rápida comercialización, todo ello con los más altos niveles de seguridad y gobernanza de los datos». «Con una mayor demanda de datos, el coste de oportunidad está aumentando para las empresas que se aferran a las tecnologías heredadas. Las empresas tendrán que aprovechar el valor de la tecnología en la nube para hacer frente a la creciente delincuencia financiera, mejorar la capacidad para la comprensión de los datos y responder a las necesidades de los clientes de hoy en día en materia de riqueza de datos. Tanto si se trata de investigadores cuantitativos que buscan analizar más datos para realizar pruebas retrospectivas de sus estrategias, de bancos que se esfuerzan por crear un nuevo conjunto de soluciones financieras sostenibles o de suscriptores que buscan fijar el precio del riesgo con mayor precisión, todos ellos necesitan alimentar sus cargas de trabajo en la nube con flexibilidad, escalabilidad y rendimiento para obtener resultados empresariales».

En el estudio de Snowflake llamado Financial Services Cloud Pulse se ha preguntado a 311 altos directivos y ejecutivos seniors de tecnología de las principales firmas financieras globales de banca, gestión de activos y seguros sobre su competencia en materia de datos en la nube, analizando desde los retos del sector y la complejidad de las decisiones hasta la estrategia empresarial y el impacto en el negocio. Aunque casi la mitad de los encuestados (48,7%) cree que cumplirá su futura estrategia de datos en la nube en un plazo de dos a cinco años, muchas empresas financieras ya tienen casos de uso empresarial en marcha o para que estén listas en los próximos 12 meses, lo que sugiere una prioridad empresarial.

Adopción del cloud

En este viaje hacia la nube, el informe también ha desvelado que el 37% de las empresas financieras están optando por adoptar una estrategia multi-cloud frente a aquellas que adoptan la nube híbrida (34%), única (14%) o privada (14%). Su decisión se basa en tres ventajas clave: acceso a los mejores proveedores de soluciones individuales (67%), flexibilidad para negociar los costes (44%) y acceso a flexibilidad modular (36%) en una capacidad de plataforma de datos. La estrategia multi-cloud se considera parte de un impulso más amplio hacia el aumento de la fiabilidad de la infraestructura, la eficiencia de costes, la interoperabilidad y la garantía del cumplimiento de la regulación.

Muchas empresas financieras están adoptando modernas plataformas de datos en la nube para beneficiarse de las capacidades mejoradas de la ciencia de datos (34%), ya que las organizaciones optan por mejores resultados de datos, automatización y una ventaja competitiva. Esto respalda el impulso de las organizaciones para desarrollar nuevos productos y aplicaciones.

La capacidad de compartir o colaborar con los usuarios (34%) y de utilizar marketplace de datos habilitados en la nube (12%) también se mencionaron como ventajas que permiten a las organizaciones aprovechar un entorno en la nube que ofrece a los usuarios un acceso a los datos listo para su consulta. Los usuarios pueden mejorar los datos internos con datos externos para enriquecer el análisis y la comprensión de los datos.

Las organizaciones dedican hasta un 40% de su tiempo sólo a la gestión de datos. Esto está provocando que muchas empresas financieras inviertan esfuerzos que se alejan de la innovación empresarial y la toma de decisiones, y que aumenten los costes y el tiempo en la gestión de datos en la nube.

Aunque la mayoría de las organizaciones (66,9%) mencionan que sus equipos de tecnología son los principales responsables de las inversiones en la nube, la investigación indica que otras partes están adquiriendo más influencia en el proceso de toma de decisiones, incluidas la línea de negocio (15,4%) y la oficina de datos centralizada (16,1%).

TE PUEDE GUSTAR

EVENTOS

RECIBE LA NEWSLETTER

*Email:

*Nombre:

*Empresa:

Cargo:

Sector:
     

Please don't insert text in the box below!

ESCUCHA NUESTRO PODCAST

SÍGUENOS EN RRSS

MÁS COMENTADOS

Scroll al inicio